El status de Israel ante los judíos del mundo

Peter Beinart es un joven periodista estadounidense judío que ha publicado un extenso artículo en el último número de The New York Review of Books en el que acusa a la clase dirgiente judía de su país de haber traicionado las ideas liberales y de alejar a la juventud, provocando, paradójicamente, la asimilación.

Beinart sostiene que esa clase dirigente, que comprende sobre todo el AIPAC, el lobby más influyente, y otras organizaciones judías, ha sacrificado los valores liberales para defender a Israel haga lo que haga, y advierte que esta actitud conduce a la pérdida de apoyo a la causa judía por parte de los jóvenes judíos de Estados Unidos que se sienten alienados al ver que sus representantes pisotean los valores liberales.

Beinart explica que, en su condición de liberal, ha de ser crítico con quienes no comparten las ideas liberales, y esto mismo debe aplicarse a Israel, es decir que cuando Israel se aparta del ideario liberal también se le debe criticar, algo que nunca hace la clase dirigente judía de Estados Unidos.

Beinart incluye en el ideario liberal a la libertad de expresión, los derechos humanos, el debate abierto, el escepticismo sobre la fuerza militar y la búsqueda de la paz.

Ojalá los jóvenes judíos, no sólo en Estados Unidos sino en todo el mundo, pudieran hacer la distinción: una cosa es la conducta de Israel, y otra bien diferente su esencia como expresión del derecho de autodeterminación judío, y pudieran defender no sólo ese logro sino todo lo bueno que ha hecho Israel desde entonces.

Por otro lado, la cuestión que eleva Beinart es una cuestión que debiera preocupar a las dirigencias judías: los jóvenes no hacen la mentada distinción, esa es la realidad. Y se están alejando. No quieren quedar “pegados” con conductas de Israel que consideran cuestionables.

No por nada crece en el mundo la protesta judía contra las políticas del gobierno israelí de turno. Es un síntoma, y catalogar a todos de “traidores” porque no nos gustan sus ideas o sus métodos, es hacer la del avestruz. Y seguir insistiendo como en los años ’60 que “los trapitos sucios los lavamos en casa” es no entender que el mundo ha cambiado y que, entre otros cambios, las paredes de esa “casa” se han vuelto transparentes.

En ese sentido, considero saludable la protesta judía desde fuera de Israel, en tanto y en cuanto se hace desde la identificación con aquel viejo ideal. Que protesten significa que todavía les interesa. También significa la posibilidad de mostrar un pueblo judío que discute, que se pelea, que se apasiona y que usa el cerebro, sin alinearse incondicionalmente con ningún liderazgo, porque el pueblo judío es un pueblo eminentemente no autoritario. Eso es también parte de nuestro nuevo mundo: no sólo hay que serlo, también hay que parecerlo.

En definitiva, a los jóvenes: quédense y protesten, que vuestra protesta, no vuestra indiferencia, es lo que nos hace falta. A los dirigentes: si de verdad les interesa la continuidad judía, tan sólo abran los corazones y los espacios, y escuchen.

11 pensamientos en “El status de Israel ante los judíos del mundo

  1. Yo vivo en Rosario. A mi me espanta la calidad intelectual de los dirigentes (que son los mismos siempre). Hay un liderazgo fundado en billeteras que no le interesa conversar con nadie pero le dice a todos qué pensar.

    Me gusta

    • Hola Gaby. Yo no planteo una guerra contra los dirigentes. Al contrario, yo creo que hacen un gran aporte y pagan un alto precio, no sólo en dinero, por el tiempo que dan a la comunidad. Y no lo dan por nada, quieren a cambio prestigio, inserción, entonces ¿por qué no dárselo? Siempre digo que con su dinero podrían estar apostando al casino en Montecarlo día y noche (muchos quisieran, no todos son verdaderamente ricos), y sin embargo están en la comunidad, dando lo que pueden y como saben hacerlo.

      Con respecto a su nivel intelectual, hay una tendencia mundial a la profesionalización del dirigente voluntario. Es bueno que así sea y hay que estimularlo, porque los tiempos de nuestros abuelos (bisabuelos para vos, je) que hacían todo a pulmón, van cambiando de a poco.

      Lo que yo planteo es trabajar con los dirigentes para cambiar la visión comunitaria. Y si no lo pueden ver, crear marcos nuevos que aporten a la comunidad. Porque otro signo de los tiempos es la descentralización del hacer comunitario. ¿No estás de acuerdo con la dirigencia? Metete a hacer, a construir y a pelear espacios. ¿De verdad, pero de verdad, no se puede? Creá espacios propios, jóvenes, que recuperen a los jóvenes que no encontraron su lugar, y que después desde otro ángulo terminen aportando también al todo. Se puede y se está haciendo en muchos lugares del mundo. Y mucha es la dirigencia que sí está emprendiendo el cambio. Abrazos!

      Me gusta

      • Coincido con lo que decís completamente. Quizá me faltó incluir en el comment algunas experiencias personales en lo comunitario, de donde acabo de abrirme completamente.

        Lo que digo está teñido de un BASTA que acabo de declarar en ese contexto. Soy muy consciente que hay mucho para hacer y mi responsabilidad en lo que pasa. Tb tengo claro que en este momento de mi vida tengo otros compromisos. Por eso elijo irme antes q quedarme y quejarme. Por fuera de las instituciones se mantiene la pertenencia pero, al menos, puedo decir lo que veo con mayor responsabilidad.

        Abzo!

        Me gusta

  2. El Rab. Yeramiel Barilka proponía, no hace mucho en un art. pub. en Guysen que ” hay que construir un puente UNIDIRECCIONAL” que traiga todo el galuth a Eretz Israel.
    Si todos los tanos que están desparramados por el mundo regresan a Italia, ni Bibi Berlusconi evita el hundimiento de la península…de los gaitas se puede decir otro tanto.
    Pero el Rab está urgido por la construcción del “puente-sólo-Aliyá”. “Si no nos apuramos…”, nos exhorta perentoriamente. Si no nos apuramos, en 10 ó 15 años Eretz Israel no va a existir más, EN OPINIÓN DE LA CIA: y será debido al nuevo éxodo hacia Europa y los EE.UU, en busca de condiciones más razonables de vida. Un sabio y firme golpe de timón se impone.
    Mientras, vamos a construir ese puente unidireccional que pide el Rab y quiero que alguien me informe dónde van a meter a la hipotética totalidad de los judíos del mundo y qué les van a dar de comer. Cuánta irresponsabilidad! Y se lo publican!

    Me gusta

  3. Te felicito Marcelo por la línea tolerante que defiendes, creo que el gobierno de Israel está equivocándose en su línea dura, está haciendo que se identifique Israel con abuso y violación d elso derechos humanos. En España, es una pena que se identifique defensa de Israel con pensamiento ultraconservador, siendo desconocido el pensamiento judío liberal.

    Mucho ánimo en tu labor y gracias.

    Me gusta

  4. Veo, Marce, una confusion muy repetida entre lo que es el gobierno y lo que es el Estado de Israel. Por amar al Estado de Israel y pretender defenderlo desde el propio Estado o desde la Diaspora, no hay obligacion, creo, de firmar al pie y sin objeciones todas las politicas del gobierno que esta en el poder. Porque si no, perderiamos nuestro caracter de democraticos. Tampoco creo que todos los que estan en la Diaspora esten obligados a venirse. Israel se nutre y esta mejor defendida con gente adentro y afuera, que le da una vision mas completa de lo que se hace. No hay ningun pais en el mundo, por ultimo, que este tan expuesto. Es malo? Yo creo, que mas alla de la “mala prensa” que se le hace, es bueno. Y para el ejemplo concreto, no creo que haber aceptado errores, mas alla de la trampa “humanitaria” hubiese estado mal o nos hubiese debilitado. Todo lo contrario.

    Me gusta

  5. Es verdad lo que dice Gabriel B. pero no esta solo, aqui en ISRAEL, pasa lo mismo, me fui de la institucion americana por las mismas razones, no estan en la dirigencia por su capacidad intelectual, cultural, de representacion,o de buenos dirigentes, sino porque no hay otros, los buenos no quieren perder el tiempo en no hacer nada, o los capaces que si quieren trabajar dentro de la institucion, no tienen cabida, la razon no la tengo muy clara, solo imagino que no les gusta que le hagan “sombra”,y no permiten a personas que quieran cambiar o mejorar el rumbo de las mismas.-
    La mediocridad los caracteriza.-

    Me gusta

  6. Algo así como “dado que la mayoría de los judíos en Estados Unidos no son liberales, así nos va en el mundo…” (aunque yo prefiero los últimos sesenta años que el resto de los dos milenios)

    Sinceramente, Marcelo, ese análisis me parece patético, simplista e indigno de tu blog, aunque haya alguna que otra frase que vos también digas en otro contexto distinto.

    Esto harto de que digan “los judíos tienen que hacer esto, hacer lo otro”… con esa mentalidad diaspórica, seguiremos siendo siempre un pueblo anormal, en vez de un Sabra hebreo que progresa, lucha por lo que le corresponde y se caga en lo que digan los hipócritas de siempre. HAGAMOS LO QUE SE NOS CANTA, porque nunca sirvió lo que nos dijeron que hagamos los otros (a excepción del suicidio colectivo). Esta vez, que cambie el resto. Que miren su propia paja nuestros detractores. Yo me quedo con Bibi e Israel, al que le tengo muchísima confianza (se verá su éxito más adelante, cuando se revele su plan… creo que muchos tendrán que pedir disculpas después)Además, seamos honestos, no nos va taaaaan mal en Israel sin ser “liberales”, como quiere ese moishe diaspórico con mente de esclavo.

    Me gusta

  7. Andy, sinceramente: dejá de andar repartiendo calificaciones, que si algo es digno o no digno de tal o cual blog. Si querés leé, si no querés no leas.

    Y en cuanto a hacer lo que se nos canta, el hecho es que todos lo hacen. Vos llamás a hacer lo que se nos canta mientras sea lo que se te canta a vos. Y eso, y no otra cosa, es lo patéticamente intolerante. Si no es así, vos también dejá de decir qué es lo que los judíos tienen que hacer.

    En resumen, tenés derecho a opinar y a decir qué es lo que otros tienen que hacer -que es lo que criticás de otros-, pero bajá el tono.

    Abrazo,

    Marcelo

    Me gusta

  8. el pretender cerrar la boca al que piensa diferente,no es patrimonio da las autoridades en ISRAEL, es la ciudadania,parece amordazada, hasta lo palpo en la familia, en la instituciones a las que concurro, no se habla de politica, porque produce discusiones, y acaloramientos, c/u tiene incrustado el temor de hablar del tema, para no crear un clima de
    tension, creo yo, lo mismo pasa en estos comentarios y los otros periodicos, si criticas algo del pais, te manda al pais de donde viniste, agregado a otros adjetivos calificativos no muy agradables.-
    Las criticas es signo de antisionismo, en el comun de la gente.-

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s